Traducir

lunes, 14 de agosto de 2017

Fr Joseph Pfeiffer Sacred Heart and Crisis of the Church (Streaky Bay)





"El diablo es como un perro, no hace daño, permanece amarrado ladra fuerte; esto lo hemos visto muchas veces en la vida de los santos. En Hiroshima los Estados Unidos lanzaron una bomba atómica. La bomba mató entre 70 y 100 mil personas ese día, y muchas más después por la radiación. Esta bomba rompió sólo un vidrio en una iglesia donde se rezaba el rosario. El sacerdote y los que rezaban salieron ilesos incluso caminando entre la radiación no les pasó nada. El diablo no puede nada contra Dios." Extracto del sermón

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.